Día: 2 julio, 2018

93% de las personas confiarían en las órdenes de un robot en el trabajo

Oracle y Future Workplace realizaron el estudio “IA en el trabajo”. Los resultados arrojaron que, mientras 70% de las personas utilizan alguna forma de Inteligencia Artificial en su vida personal, sólo 6% de los profesionales de recursos humanos (RRHH) implementan esta tecnología y únicamente 24% de los empleados utilizan alguna forma de IA en la oficina.

En el estudio se analizaron los datos de 1,320 líderes y empleados de RRHH de los Estados Unidos y se encontró que, aunque la gente está dispuesta a adoptar IA en el trabajo y entienden que hay beneficios adicionales a la automatización de procesos manuales, las empresas no están haciendo lo suficiente para ayudar a sus colaboradores en adoptar esta tecnología. En consecuencia, podría tener como resultado una menor productividad, obsolescencia de habilidades y pérdidas de empleo.

De igual forma, la investigación establece el 93% de los empleados confiaría en las órdenes dadas por un robot. Para determinar por qué hay tanta diferencia en la adopción de IA cuando existe la disposición a adoptarla, el estudio examinó las percepciones que líderes de RRHH y empleados tienen sobre los beneficios de Inteligencia Artificial, los obstáculos que impiden su adopción y las consecuencias en el negocio al no adoptarla.

 

Empleados y líderes de RRHH ven el potencial de la Inteligencia Artificial

Todas las personas entrevistadas acordaron que la IA tendrá un impacto positivo en sus organizaciones y cuándo comentaron sobre su mayor beneficio, los líderes de RRHH y los empleados dijeron que aumentará la productividad. En los próximos tres años, las personas entrevistadas esperan que los beneficios incluyan:

  • Empleados: Mejorar las eficiencias operacionales (59%), permitir una toma de decisiones más rápida (50%), reducir significativamente costos (45%), permitir mejores experiencias para clientes (40%) y mejorar la experiencia de los empleados (37%).
  • Líderes de RRHH: Impactará positivamente el aprendizaje y el desarrollo (27%), la gestión del desempeño (26%), la compensación/nómina (18%) y los beneficios de reclutamiento y empleados (13%).

 

Las empresas no están haciendo lo suficiente para preparar su fuerza laboral

A pesar de su claro potencial para mejorar el desempeño de los negocios, los líderes de RRHH y empleados creen que las empresas no están haciendo lo suficiente para prepararlos. Las personas entrevistadas también identificaron una serie de obstáculos adicionales que están deteniendo a las empresas:

  • Casi todos los líderes de RRHH (90%) están preocupados porque no podrán adaptarse a la rápida implementación de la Inteligencia Artificial como parte de su trabajo y de que no tengan la capacitación necesaria para adoptar esta tecnología en su organización.
  • Mientras que más de la mitad de los empleados (51%) están preocupados por no poder adaptarse a la rápida implementación de la Inteligencia Artificial, 71% de ellos cree que las habilidades y conocimientos de Inteligencia Artificial serán importantes en los próximos tres años. El 72% de los líderes de recursos humanos comentaron que sus empresas no ofrecen ninguna forma de entrenamiento en esta tecnología.
  • Además de la diferencia de habilidades, los líderes de recursos humanos y empleados identificaron los costos (74%), el fracaso de la tecnología (69%) y los riesgos de seguridad (56%) como los otros obstáculos importantes para la implementación de Inteligencia Artificial IA en las organizaciones.

 

El no implementar Inteligencia Artificial ahora resultará en pérdidas de empleo, irrelevancia y pérdida de ventaja competitiva

A pesar de todas las conversaciones acerca de personas preocupadas de que la IA exista en sus lugares de trabajo, el estudio encontró que no está sucediendo lo mismo con los líderes de RRHH y colaboradores (79% de los líderes de recursos humanos; 60%de los empleados) creyendo que el fracaso de la adopción de la Inteligencia Artificial tendrá consecuencias negativas en sus carreras, sus colegas y en la empresa en general.

  • Las personas entrevistadas identificaron la reducción de la productividad, la obsolescencia de habilidades y la pérdida de empleo como las tres principales consecuencias de no adoptar Inteligencia Artificial en la fuerza laboral.
  • Desde el punto de vista organizacional, los entrevistados creen que adoptar IA tendrá un mayor impacto en directores y ejecutivos tomadores de decisiones. Al no poder empoderar a los equipos de liderazgo con Inteligencia Artificial, las organizaciones podrían perder su ventaja competitiva.

 

Las 10 sugerencias para reforzar la protección contra un ransomware

Los ataques ransomware y robo de datos crecieron absurdamente en los últimos dos años, de acuerdo con datos presentados durante la 7ª Cúpula Latinoamericana de Analistas de Seguridad. Fueron más de 80 mil ataques durante el 2016 y septiembre del 2017, más de la mitad de estos en Brasil, por delante de México en 2º lugar. Por eso, este tipo de amenaza ha sido el más discutido en las empresas y muchas están buscando formas de reforzar la protección contra ransomware.

El año pasado fue realmente uno de los más pesados en lo que se refiere a esa amenaza.

El ransomware afectó a empresas, usuarios finales y hasta a órganos federales y muchos de ellos no tenían idea de cómo protegerse. Para tener una idea más clara de lo que fue ese crecimiento, hubo un aumento del 2000% en el número de ataques, habiendo presentado los dos peores casos de ransomware: el NotPetya y WannaCry.

Eso prueba que el ransomware continúa siendo exitoso para los cibercriminales, y cada vez más los negocios de alto perfil son los objetivos como víctimas de este tipo de infección casi todos los días. No hay duda de que el ataque mantendrá su reputación como una amenaza formidable en el sector de seguridad cibernética.

 

¿Por qué son exitosos los ataques de ransomware?

Esas amenazas son tan efectivas porque son difíciles de encontrar. En 68% de los casos de ransomware, tardaron meses o más que eso para ser descubiertos, a pesar de que 87% de éstos tienen algún tipo de dato comprometido en minutos. Otra razón muy importante para el crecimiento de estos ataques es justamente el hecho de que muchas de las herramientas necesarias para realizarlos se encuentran en la darkWeb, con fácil acceso para muchos hackers.

Además de eso, de acuerdo con investigaciones, este año todavía más ataques ransomware sucederán en las empresas. Los especialistas afirman que 65% de las empresas que fueron alcanzadas, sufrieron una pérdida severa de datos o no consiguieron más ingresar a sus archivos. Fuera de no estar previstos explícitamente más ataques de ransomware para el 2018, las empresas deben estar alertas sobre los ataques más avanzados que vendrán para dispositivos móviles en un aumento de los llamados ataques destructivos.

 

Cuáles son los ataques destructivos.

Una nueva generación de ransomware surgió durante el año pasado, incluso sin ser un ransomware verdadero, pero sí una herramienta de destrucción. El ransomwareExPetr/NonPetya durante el año pasado surgió como un ransomware, pero en realidad se destina a exterminar completamente los datos de la víctima. Los profesionales de TI aseguran que sucederán más ataques durante este año y como los invasores no están atacando específicamente a las víctimas, todos están en peligro de ser alcanzados por un “ransomware exterminador”.

Para evitar un ataque de ransomware, los especialistas dicen que los líderes de TI y seguridad de la información recomiendan:

  1. Mantener inventarios claros de todos sus activos digitales y sus localizaciones, para que los criminales cibernéticos no ataquen un sistema del cual no estés consciente.
  2. Mantener todos los softwares actualizados, incluso sistemas operacionales y aplicaciones.
  3. Hacer un backup de toda la información en forma diaria, incluyendo datos sobre dispositivos de colaboradores, para que puedas restaurar datos criptográfiados si fuese atacado.
  4. Hacer backup de toda la información en un local externo y seguro.
  5. Segmentar tu red: no coloques todos los datos en un conjunto de archivos ingresado por todos en la empresa.
  6. Entrenar al equipo en prácticas de seguridad cibernética, enfatizando la no apertura de anexos o links de fuentes desconocidas.
  7. Desarrollar una estrategia de comunicación para informar a los colaboradores si un virus llega a la red de la empresa.
  8. Antes de que ocurra un ataque, trabaja con tu jefe(a) inmediato(a) para determinar si tu empresa pagará un rescate o iniciar una investigación.
  9. Realizar un análisis de amenazas en la comunicación con los abastecedores para verificar la seguridad cibernética durante todo el ciclo de vida de un determinado dispositivo o aplicación.
  10. Instruye a los equipos de seguridad de la información para realizar pruebas de penetración con el fin de encontrar vulnerabilidades.

Siguiendo estas sencillas sugerencias y otras buenas prácticas de seguridad digital contra ransomware, es posible reforzar la protección contra ese tipo de amenaza que aflige a muchas organizaciones en todo el mundo. La inversión es necesaria para conseguir implementar buenas soluciones, con el fin de proteger la red y los datos, pero vale cada centavo.

 

Información de Comstor