Día: 20 noviembre, 2018

La tecnología brinda una mejor experiencia al fútbol americano

Hoy por hoy los aficionados no sólo disfrutan de sus deportes y equipos favorito cuando asisten al partido de la jornada 4 o de los playoffs; ahora, todo gira en torno a una experiencia, y crear la mejor de ellos dentro de un estadio es un compromiso desafiante para cualquier institución deportiva.

Considerando la magnitud de la administración que implica un día de juego en el cual se involucra a miles de empleados, fanáticos, la gestión de diferentes sistemas y proveedores para la venta de boletos, estacionamiento, oferta de productos y servicios al cliente exige de la más alta disciplina operativa y vanguardia tecnológica.

Hoy en día, pocas organizaciones pueden llamarse a sí mismas “inteligentes”, sin embargo los 49ers de San Francisco ofrecen una experiencia innovadora con tecnología en el Levi’s Stadium, uno de los recintos deportivos más innovadores al contar con tecnología de SAP.

El proyectó arrancó en un tiempo récord de 3 meses, donde SAP, los 49ers y su socio de negocios, NIMBL, desarrollaron una solución tecnológica para estadios, única en su tipo: Executive Huddle, un administrador de recintos en tiempo real que permite visualizar información de todos los aspectos de las operaciones del estadio y responder al momento.

Es realmente difícil administrar un estadio en un día de juego” menciona Moon Javaid, vicepresidente de estrategia y análisis de los 49ers de San Francisco. “Tenemos muchos trabajadores temporales, miles de empleados que no han estado aquí antes, 600 puntos de venta, 50 baños. Crear una experiencia perfecta para los clientes es un gran desafío”.

En pruebas desde la pretemporada y puesto en marcha completamente en el primer partido del equipo en casa, Executive Huddle ha permitido a los 49ers monitorear y evaluar información en tiempo real, mediante visualizaciones que abarcan nueve diferentes fuentes de información, incluyendo venta de boletos y asistencia, estacionamientos, alimentos y bebidas, tiendas del equipo, y redes sociales.

En consecuencia, si el estacionamiento se está llenando más rápido de lo esperado, el equipo puede cambiar las señalizaciones y dirigir a los fanáticos hacia otro lote. Asimismo, pueden llamar para pedir apoyo en la limpieza de baños, ayudar si los puntos de venta lo necesitan, reabastecer la cantidad de cerveza que hay en cierta zona del estadio o atender cualquier otra necesidad.

Con Executive Huddle como caso de éxito en el Levi’s Stadium, SAP planea llevarlo a lo largo de los Estados Unidos y el resto del continente. “El 70 u 80% del sistema se puede instalar en cualquier lugar y poner en práctica después de una pequeña personalización para medir los objetivos de cada sitio”, comentó Mark Lehew, vicepresidente global de deportes y entretenimiento de SAP.

SAP también ha ayudado en la creación de estadios más conectados para FC Bayern Munich, Adler Mannheim y el TSG Hoffenheim. En México, estadios como el Azteca, en la Ciudad de México, el Akron, en Guadalajara o el Bancomer, en Monterrey, son hasta ahora los de mayor renombre y de cara a la Copa del Mundo de 2026 podrían verse inmersos en este tipo de tecnologías de cara al certamen.

Linux y cómo proteger su OS de amenazas digitales

Conforme van aumentando los ataques cibernéticos, de hecho, duplicándose alrededor del mundo en el periodo de 2016 a 2017,también ha ido creciendo la necesidad de contar con sistemas operativos mucho más seguros. Una opción que los ejecutivos especialistas en TI pueden considerar es Linux.

Según datos de NetMarketShare, 88% de todas las computadoras operan con Windows, y por eso, es el sistema más afectado por ataques de tipo malware, aunque también es cierto que los ataques contra MacOS también se han elevado.

Linux, un sistema operativo de código abierto, ha demostrado ser mucho más seguro, en gran medida debido a una comunidad global de usuarios que se dedica a revisar el código, y a vigilar y eliminar sus errores y puntos vulnerables.

Lo anterior no quiere decir que Linux sea totalmente inmune a los nuevos tipos de amenazas. A medida avanza progresivamente en términos de participación de mercado, la revista Wired reporta que cerca del 67% de los servidores web del mundo utilizan este sistema operativo, y con ello, se ha vuelto un mayor objetivo para los delincuentes.

Las variantes de malware también se han empezado a ir específicamente contra los equipos Linux, aparte de Windows y macOS, como quedó demostrado en las fallas de Meltdown y Spectre reveladas a inicios de 2018. AV-TEST por su parte, reportó que, para fines del segundo trimestre de 2016, el malware detectado para Linux se había duplicado, respecto al año anterior. Por eso, las empresas que operan con el sistema operativo Linux también deben conocer la importancia de la aplicación de parches en Linux.

Comparado con los sistemas de parches de Windows y macOS, es complicado mantener actualizadas las máquinas Linux. Aunque tanto Microsoft, como Apple suelen publicar los parches disponibles directamente en sus sitios web, los parches para Linux sólo están disponibles a través de un portal de acceso a la línea de comandos, y para navegarlo, se requiere de experiencia técnica.

Otro de los retos para los usuarios de Linux es la frecuencia de las actualizaciones. Al menos 40% de los sitios web utilizan Linux, de los cuales 80 ejecutan cuatro de las distribuciones de Linux más populares: RedHat, CentOS, Ubuntu y Debian.A principios de 2018, los cuatro cabecillas habían distribuido más boletines de seguridad que Microsoft, por lo que las actualizaciones manuales resultaban una tarea tediosa para cualquier administrador de TI.

Dadas las recientes vulnerabilidades de seguridad que están impactando a Linux y lo complejo que se vuelve mantenerse al tanto de sus actualizaciones, hay una solución de gestión de parches que brinda a las empresas control y tranquilidad sobre sus sistemas operativos. No solamente es confiable, sino que además mantiene control total sobre los parches. Los administradores deben contar con la capacidad de implementar, retirar o rechazar parches para los grupos específicos de equipos, y al tiempo, deben tomar en cuenta el entorno cada vez más diverso de dispositivos, resultado de las prácticas comunes de BYOD, donde cada persona aporta su propio dispositivo.

Las amenazas cibernéticas pueden debilitar hasta al sistema operativo más seguro – y Linux no es la excepción. La gestión automática de parches brinda a las empresas el refuerzo en materia de seguridad que necesitan para seguir ofreciendo productos de calidad que protejan la confianza de sus clientes.

 

Por: Andrés Mendoza, Consultor Técnico Senior, ManageEngine, América Latina