Del dia, Destacado, Noticias, Principal, Seguridad

Virus en drones de ataque de la Fuerza Aérea de Estados Unidos

La revista Wired dió a conocer que las fuerzas armadas de Estados Unidos fueron infectadas por la aparición de un virus en la base Creech de la Fuerza Aérea en Nevada. Este código malicioso se trata de un ‘keylogger’ que registra los movimientos de los usuarios de los equipos en la base, en particular las rutas, los tiempos y las misiones de los aviones no tripulados en Afganistán y otros países.

Según la publicación, a pesar de haber sido descubierto hace más de tres semanas, los expertos de la base aseguran que el virus no ha impedido que los aviones vuelen sobre las zonas de conflicto y tampoco ha causado ningún daño a la información clasificada de la Fuerza Aérea.

La flota de aviones no tripulados que fue sorprendida por el virus está encargada de portar misiles en misiones que se dirigen a Afganistán, Pakistán, Yemen, Libia e Irak. Las fuerzas armadas de Estados Unidos utilizan este tipo de aviones con frecuencia para sobrevolar en territorio enemigo sin arriesgar la vida de los soldados que conforman sus tropas, y cada vez tienen más confianza en ellos, al punto que pronto tendrán la posibilidad de abrir fuego.

Los expertos que están a cargo del caso han tenido grandes dificultades para eliminar el virus del sistema, y aún no saben si el virus fue introducido de forma voluntaria por algún usuario o si se filtró a través de los discos duros externos que los pilotos utilizan para trasladar información de una posición a otra. Además, ya han recibido críticas por haber mantenido silencio sobre el ataque en lugar de haberlo reportado oportunamente.

Y aunque es preocupante darse cuenta qus los drones que pueden matar grupos de gente pueden ser hackeados, lo que es peor es saber que la unidad responsable del servicio de la seguridad de TI, Air Force 24, supo del incidente cerca de dos semanas después de haber sucedido, cuando los medios lo hicieron público. La labor de la unidad 24 es establecer, operar, mantener y defender las redes del servicio de la Fuerza Aérea, por lo que se supone que tendrían que estar al tanto y además deberían informar al Ciber Comando de los Estados Unidos, el cual es responsable de toda la seguridad.

 Sin embargo, al parecer la Fuerza Aérea no es la única división militar que sufre este tipo de incidentes. Por algo la Armada, la Naval y los Marines establecieron el año pasado Comandos para coordinar las unidades de seguridad cibernética dentro de cada una de estas dependencias.