El Bluetooth cobra protagonismo en el futuro del Internet de las Cosas

El Grupo de Interés Especial (SIG) en Bluetooth quiere elevar el perfil de este estándar para jugar un papel relevante en Internet de las cosas. Por ello se ha dado a la tarea de preparar herramientas que permitirán construir gateways o pasarelas entre la red inalámbrica de corto alcance e Internet.

El conjunto de herramientas debería facilitar la creación de pasarelas que recopilen datos de forma inalámbrica desde dispositivos Bluetooth, para luego transferirlos a la nube a través de Ethernet, banda ancha móvil u otras redes.

Un campo de aplicación claro serían los dispositivos médicos que podrían enviar y recibir información sanitaria entre médicos y pacientes, o la recogida de datos sobre consumo de luz en un edificio, que se enviarían a un servicio cloud para su posterior análisis.

El kit, con una arquitectura de referencia, firmware y un driver, permitirá a los desarrolladores crear rápidamente estas pasarelas, en opinión de Steve Hegenderfer, director de programas de desarrolladores del Grupo de Interés Especial.

El objetivo de éstas es que se podrían construir sobre dispositivos tan baratos como una placa de una PC, y su arquitectura está diseñada para recoger datos de sensores en una gran red de dispositivos conectados, según Hegenderfer.

Ya es posible recoger esta información en dispositivos Bluetooth con smartphones y tabletas conectados a Internet, pero los gateways operarían a una escala mucho mayor. Además, requieren menos intervención humana para recoger y transmitir datos.

Está previsto que los primeros gateways aparezcan en concentradores o hubs para hogares inteligentes, y luego equipos industriales para seguimiento y gestión de activos. Muchos routers y otros dispositivos conectados a Internet ya disponen de una interfaz Bluetooth, e instalar el kit de herramientas les permitirá tenerla activa, señala.

Esta arquitectura de pasarela es parte del objetivo del Grupo de Interés Especial en Bluetooth de crecer en los mercados alrededor de IoT y automatización del hogar. También es una forma de revitalizar Bluetooth y encontrarle más usos.

Se espera que el próximo protocolo Bluetooth, estará en los dispositivos en 2017, transferirá datos a 2Mbps y tendrá un rango más amplio que la actual versión, la 4.2. El diseño de pasarela funcionará con esta versión, pero con el siguiente protocolo se incrementarán sus funcionalidades en áreas como la seguridad.

El pasado año se vendieron cerca de 3 000 millones de dispositivos con Bluetooth y se calcula que en 2020 estarán en uso 25 000 millones.

-Redacción NetworkWorld