¿Cómo beneficia la fibra óptica al desarrollo de la Red Compartida?

La fibra óptica es la tecnología que vino a sustituir los cables de cobre. Estos delgados filamentos flexibles y resistentes tienen una variedad de usos en diferentes rubros como la medicina. Sin embargo, su relevancia en el campo de las telecomunicaciones los coloca como el medio de transmisión de información de alta velocidad más importante, abarcando desde hogares hasta empresas.

Al ser una opción rentable y segura su empleo se ha popularizado, siendo indispensable para el proceso de digitalización de datos y atendiendo de forma efectiva las demandas del mercado. Debido a esto, la Red Compartida vio en la fibra óptica una herramienta fundamental para el pleno desarrollo de este gran proyecto de las telecomunicaciones en México.

Dentro de sus cualidades encontramos que mejora el ancho de banda, permite que la conexión a internet sea mucho más rápida, evita interferencias electromagnéticas y es más segura en cuanto a los hackeos o robo de datos.

“Gracias a su versatilidad, nos ha brindado enormes beneficios en la industria de las comunicaciones. Es un tipo de tecnología innovadora y con la cual estamos mejor conectados que nunca, pues es capaz de llegar a zonas remotas del territorio nacional donde no hay acceso a internet y con esto incluso poder ayudar en caso de desastres naturales”, comentó Ramiro Ibarra, Director de Servicios Profesionales y Tecnologías de la Información de MER Group.

Este año, la Red Compartida inició operaciones y funciona a partir de una red troncal de unos 30 mil kilómetros de cables de fibra óptica que recorren todo el país, con la que se espera un despliegue de cobertura, una mejora en la calidad de los servicios, así como una baja en sus precios; fomentará la innovación de los servicios digitales, entre otros.

Aún existe una brecha digital importante que cubrir, pues 49% de los hogares mexicanos no tienen acceso a Internet, de acuerdo con el INEGI; por lo que la Red Compartida, de la mano de la fibra óptica tienen el objetivo de llegar a quienes no cuentan con el servicio. México ha dado un gran paso a la era digital con la implementación de la Red Compartida que, además, es la primera y única en el mundo.