Aplicaciones, Big data, Business Intelligence/Analytics, Cloud Computing, Del dia, Desarrollo, Destacado, Movilidad, Seguridad

¿Por qué debo adoptar el Big Data?

[widget id="text-31"]

Hoy en día, los datos se producen desde distintos dispositivos móviles, redes sociales y hasta electrodomésticos. Es por esto que la tendencia del Big Data se ha vuelto un “boom”, ya que la explosión de información es necesaria para relacionarnos y transformar el estilo de vida de la población.

Desde el 2013, se calcula que el crecimiento acelerado del mercado de Big Data está siendo a un ritmo anual del 40%, alcanzando los 53 mil millones de dólares para 2017.

Esta tecnología está generando grandes expectativas al impulsar la creación de nuevos productos y servicios, así como llevar a las organizaciones a aprender de los errores y tomar mejores decisiones.

Existen 8 pasos que son cruciales para lo que podemos llamar “La cadena de suministro del Big Data”:

  1. Acceso a los datos: Lo primero es adquirir la información necesaria. Esto es el principal reto, ya que implica captura de transmisiones de datos o su extracción de diversas bases y fuentes de información.

 

  1. Integración información: El reto más complejo del Big Data guarda relación con la diversidad de estructuras y formatos de los datos. Lo ideal es que requiera el mínimo proceso manual posible.

 

  1. Limpieza de datos: Para que los análisis sean fiables, es necesario limpiar la información a fin de eliminar la duplicada, errores y datos imprecisos o incompletos. El proceso garantiza que los analistas y especialistas más calificados no pierdan su tiempo en “limpiar” la información.

 

  1. Control de información: Establecer un proceso para controlar los datos. La finalidad es crear una constante y nutrida recopilación de información segura, organizada por dominios (productos, clientes, etc.) y enriquecida con información del Big Data que se pueda suministrar a todos los demás sistemas.

 

  1. Protección de datos: Se necesitan establecer dos procesos básicos. El primero consiste en definir las normas y las prácticas de seguridad que exija cada conjunto de datos; el segundo, en detectar información sensible y enmascararla de forma persistente o dinámica para garantizar la aplicación uniforme de esas reglas y best practices.

 

  1. Análisis de información: Este proceso depende de los científicos de datos, las herramientas analíticas y los requisitos relacionados con los objetivos.

 

  1. Análisis de las necesidades de negocio: Debe existir un proceso claro para analizar las necesidades de negocio, incluso mientras se descifran los datos.

 

  1. Aprovechamiento de los datos: Es indispensable que se perciba el impacto en el negocio del proyecto de Big Data. Será necesario crear procesos automatizados para suministrar las respuestas halladas a los usuarios de negocio que más las necesitan.

 

El objetivo en la buena dirección del Big Data, es siempre establecer procesos claros, repetibles y escalables que permitan la mejora constante del negocio.

Una encuesta de GFK Eurisko señala que solo 23.5% de las empresas sabe cómo gestionar de forma correcta el gran cúmulo de datos para convertirlos en acciones, planes y proyectos concretos.

Un proyecto de Big Data tiene que crecer paso a paso para lograr un correcto acceso a la información de forma oportuna, lo cual permitirá tomar decisiones, entender la conducta del consumidor y ofrecer productos o servicios que atiendan sus necesidades en el momento correcto.

Los benefícios que se obtienen al subirse a esta tendencia TI asegura la sobrevivencia de la organización. ¿Qué está esperando?

 

Por: Esther Riveroll, Fundadora y Directora General de Alldatum Business

Deja un comentario