La Inteligencia Artificial en empresas mexicanas

Reciente informe de CIPPEC destaca que la Inteligencia Artificial encabeza la 4ta. Revolución Industrial y, al igual que las demás tecnologías que revolucionaron la economía en el pasado, se propaga en casi todos los sectores de una economía. Si bien el panorama aún mostraba rezago en su adopción, se trata de una tecnología que poco a poco va ganando terreno en territorio azteca.

Francisco Corona, Directos de Servicios en la Nube e Inteligencia Artificial en Microsoft México, confirmó esta apreciación. “Estamos viendo un interés generalizado en esta tecnología desde diversos sectores como solución para la integración de sus sistemas, para el mejor uso de los datos y para la atención de los clientes”. Es por ello que la multinacional nos otorga dos grandes ejemplos de empresas locales que han obtenido beneficios para el negocio gracias a la IA.

Tal vez te interese: ¿Qué le falta a México para adoptar la Inteligencia Artificial?

 Innovación total para la Agroindustria

En la agroindustria, la Inteligencia Artificial está ya impactando plantaciones de agave para garantizar un tequila de calidad en Tequila Casa Sauza, en donde no sólo se implementó la Inteligencia Artificial, sino otras tecnologías disruptivas para este propósito. En concreto, se utilizan drones para mapear las hectáreas de plantación y colecta, con fotometría y herramientas de analítica avanzada como uno de los servicios de Inteligencia Artificial, así como Internet de las Cosas y Machine Learning, la información sobre las plantas y detecta si hay algún tipo de enfermedad o si están propensas a algún problema. El análisis del material es aplicado en la toma de decisiones en tiempo real, para mantener la buena condición de la plantación y aumentar la productividad.

 

Inteligencia Artificial en el sector Finanzas

Grupo CAME es la segunda microfinanciera más importante de México y está desarrollando de la mano de Microsoft un asistente virtual enfocado en la capacitación de su recurso humano. Para la empresa, sus promotores son la fuerza laboral más importante y 95% de ellos están en campo todo el tiempo. La logística de capacitar a todos en un mismo escenario y tener una base de datos actualizada – son 4 mil empleados y más de 300 mil clientes- era algo difícil de cumplir. La decisión fue tomada en 2017 y la fase piloto fue implementada en Puebla, Morelos y Ciudad de México, tres de los 31 estados en los que CAME tiene presencia.

La inteligencia artificial es una realidad que permitirá amplificar el ingenio humano con tecnología inteligente y ayudará a las empresas de todos tamaños y a construir las soluciones que les permitan acceder a información de valor para crear nuevos servicios y experiencias que les permitan crecer y cumplir con las necesidades de sus clientes.