Lo que David Bowie predijo en su faceta de visionario tecnológico

En su faceta de visionario tecnológico, el polifacético artista predijo en 1999 el éxito que tendrían las descargas de temas musicales, el desarrollo de la realidad aumentada, y las posibilidades que ofrecerían los wearables, claro, entre otros muchos temas tech.

A finales de 1999, ComputerWorld, en su versión estadounidense, invitó a 20 personajes destacados de la industria en general para avanzar 10 años en el tiempo y compartir sus ideas acerca del impacto que tendrían las tecnologías una década después, de cara a la entrada del nuevo milenio.

Entre los entrevistados en aquellas épocas se encontraban, además de pioneros en internet y veteranos CIOs, se tomó en consideración la opinión de un polifacético artista cuyo impacto fue seguido por diferentes generaciones de fans, y quien el domingo pasado dejó el mundo físico a la edad de 69 años: David Bowie. Es sorprendente la precisión con la que Bowie predijo en enero de 1999 las tendencias que siguen vigentes hasta hoy en día.

Con cuarenta años recién cumplidos y una exitosa carrera a sus espaldas, al músico, filósofo y creador de tendencias que ya era Bowie se sintió familiarizado con el mundo de la tecnología. Desde mediados de los años 80 del siglo pasado, Bowie utilizaba su Macintosh para crear litografías y escribir canciones.  A la edad de 51, el artista pop ya estaba en internet, siendo BowieNet su último proyecto online, un portal en el que el artista escribía un diario personal y chateaba frecuentemente con sus fans (y también los espiaba  en espacios chat bajo nombres falsos para observar sus reacciones).

El siguiente paso de Bowie era añadir avatares tridimensionales para que los miembros crearan sus propias versiones digitales. Asimismo, planeaba  hacer la retransmisión de una grabación en directo con una cámara de 360 grados de Lucent Technologies.

“La Red se convertirá cada vez más en un terreno exploratorio que se irá reduciendo dando lugar a infinidad de unidades cada vez más pequeñas e informales. Los sitios online emergerán y se disolverán con regularidad, mientras que las empresas proveedoras de internet irán perdiendo su hegemonía. Las personas, por su parte, se esforzarán por mantener el aspecto de aldea de la Red”, afirmaba el artista en 1999. Con respecto a los wearables, el Duque Blanco señalaba quince años atrás: “Oiremos hablar de trajes con aire acondicionado, cascos con sistemas de visión integrado y enviaremos emails desde computadoras o relojes colocados en nuestras muñecas.”

 

-Redacción Computerworld.