Los desastres naturales cuestan a México 2 mil 942 millones de dólares anuales

Un informe elaborado por la Oficina para la Reducción de los Riesgos por Desastres de la ONU reveló que los desastres naturales le cuestan a México más de 2,942 millones de dólares. Los desastres naturales pueden ir desde huracanes e inundaciones hasta sismos y tormentas.

Recientemente el Dr. Philip Klotzbach de la Universidad de Colorado Estados Unidos, dio a conocer su pronóstico en cuanto a la temporada ciclónica en la cuenca del Atlántico, incluyendo el Mar Caribe y Golfo de México, la cual inicia oficialmente el 1 de junio y finaliza el 30 de noviembre, “tendremos el desarrollo de 11 Tormentas, de las cuales cuatro alcanzarán la categoría de huracán y de estos, por lo menos dos, serán Huracanes Mayores de categoría 3 a 5”, destacó.

Los huracanes son impredecibles, y aunque las noticias del tiempo sólo pueden acertar hasta cierto punto, es mejor estar preparados ante cualquier peligro asociado, como puede ser un apagón o corte de energía derivado por el fenómeno natural.

Generac-Ottomotores ofrece un breve listado de consejos que ayudan a proteger a su familia y a su negocio ante la presencia de cualquier fenómeno natural, como pueden ser los huracanes, manteniendo la energía eléctrica mientras dura el mal tiempo:

  1. Mantenga cargados sus aparatos electrónicos.
  2. Guarde una cantidad importante de provisiones básicas.
  3. Mueva los muebles de jardín a un lugar cubierto para reducir los daños en su hogar.
  4. Invierta en ventanas y puertas a prueba de huracanes o fuertes lluvias.
  5. Tenga a la mano un botiquín de emergencia y guarde efectivo. También proteja, en bolsas de plástico, los documentos importantes.
  6. Cuente con herramientas básicas, baterías y lámparas de mano.
  1. Tenga un generador de respaldo instalado que le brinde suministro de energía.

La firma enfatiza que para mantener la seguridad de la infraestructura ante un fenómeno natural es fundamental seguir las siguientes recomendaciones para el personal:

Conserve las luces encendidas para no tropezar en la oscuridad y sufrir un accidente.

Mantenga la bomba de agua en funcionamiento.

Mantenga las medicinas en un lugar fresco.

Asegúrese que el sistema de seguridad continúa funcionando.

Evite los daños en su hogar u oficina manteniendo el aire acondicionado y la calefacción funcionamiento.

Mantenga operando los electrodomésticos evitando que la comida se descomponga.

Conserve el móvil cargado completamente para hacer llamadas de emergencia.

N. de P. Generac