Categoría: Redes

Qué tan preparado está México para las redes 5G

En días pasados analistas e industria se reunieron en el 5G Americas Wireless Technology Summit 2018 para analizar abiertamente precisamente el tema de las redes 5G,  su inminente evolución tecnológica, desde las ópticas tecnológica, regulatoria y de mercado.

La red 5G, entre muchas otras características, resulta ya en mayores velocidades de carga y descarga de datos, así como mejores indicadores de calidad y confiabilidad de red. Por ejemplo, menor latencia, mayores capacidades de transferencia de datos y una conectividad masiva de dispositivos.

A finales de 2017, la Unión Internacional de Telecomunicaciones (UIT) publicó los requerimientos de estandarización para el desarrollo de servicios móviles para la operación de una red 5G. Destacan la velocidad de descarga de al menos 100 Mbit/s y de carga de 50 Mbit/s; conectividad a un millón de dispositivos por km², por lo que requerirá de una densidad de radiobases de 40 a 50 por km², todo con una latencia no superior a 4 milisegundos.

La evolución a 5G requiere del despliegue de infraestructura y del ejercicio de recursos de capital asociados, así como realizar la asignación de espectro radioeléctrico necesaria para la provisión de servicios de última generación.

Esta migración requiere de la licitación y utilización de frecuencias del espectro radioeléctrico menores a los 6 GHz en bandas bajas, 6 – 30 GHz en aquellas medias y superior a 30 GHz en bandas altas.

Asimismo, su despliegue requiere de espectro bajo licencia y sin licencia, exclusivo y compartido. Otras condiciones esenciales para hablar propiamente de una red 5G, es alcanzar niveles de eficiencia espectral y energética, así como una confiabilidad de red superior a 99.999%.

En México, los esfuerzos desde el regulador deben fomentar la disponibilidad y optimización del espectro radioeléctrico requerido con la licitación de la banda de 2.5 GHz y la liberación de aquella de 600 MHz. Al respecto, en el lustro pasado se han más que duplicado las frecuencias disponibles puestas a disposición de los operadores móviles para su utilización comercial.

De acuerdo con estimaciones de la asociación 5G Américas y OVUM, al finalizar el próximo año sumarán 420 mil suscripciones móviles a redes 5G alrededor del mundo. Sus principales usos potenciales de servicios se concentrarán en las mejoras que experimentarán las redes móviles, a saber: en una conectividad ubicua confiable que no requerirá de su complementariedad con sitios públicos, una navegación ultrarrápida en internet móvil, la descarga de contenidos 10 veces más rápida, así como una mejor calidad de las videollamadas y de los videos descargados.

La migración a redes móviles de última generación no se limita a la estandarización de una nueva tecnología o a los planes de los operadores para transitar a 5G.

Es necesario satisfacer condiciones como la asignación y puesta en operación oportuna del espectro radioeléctrico, así como de la consolidación de un mercado de terminales móviles que permitan el aprovechamiento de una banda ancha móvil mejorada y de aplicaciones como el Internet de las Cosas (IoT).

En nuestro país se han colocado las primeras piedras para dar el paso a 5G.

Una ventaja inmensa de nuestra época es la visibilidad de la evolución tecnológica con la que contamos, para diseñar marcos legales, modelos comerciales y esquemas de inversión factibles. Aseguremos que estemos aprovechando este beneficio, para el óptimo aprovechamiento de esta evolución.

 

Por: Ernesto Piedras,

Director General,

The Competitive Intelligence Unit. 

¿Cuál es el futuro de la conectividad inalámbrica?

La evolución de las telecomunicaciones y, por ende, de la tecnología, han hecho que el cableado de redes inalámbricas cambie significativamente. En la actualidad las demandas colectivas de tecnología y conectividad inalámbrica siguen creciendo a niveles antes impensados; las personas hoy requieren más cobertura y mayor capacidad de las redes, especialmente para servicios de transmisión de video HD o aplicaciones como la realidad virtual. Pero ¿significa esto que el futuro deberá ser inalámbrico para soportarlos?

“Hoy el 4G está dando paso a las redes 5G. En las generaciones anteriores de redes inalámbricas, el diseño de sitios celulares más comunes tenía radios de estación base demasiado grandes y voluminosos en la parte inferior de las torres celulares, con cables coaxiales que conectan los radios a las antenas en la parte superior de la torre. Con los cables coaxiales, la elección del cable generalmente se reduce al presupuesto general del enlace. La cantidad de pérdida permitida entre el punto A y el punto B, de manera que el sistema general puede proporcionar la cobertura planificada es lo que determina la selección del producto”, señaló Babber Abbas, Director Product Line HELIAX en CommScope.

Las grandes demandas de conectividad exigen que las redes sean mucho más eficientes, requiriendo llevar las funciones de radio lo más cerca posible de la antena para reducir las pérdidas de la línea de transmisión, haciendo que el cableado de fibra óptica supere al coaxial como el medio preferido para este tipo de despliegues.

Para Babber Abbas, la elección de fibra óptica sobre cable coaxial se basa en las pérdidas mucho más bajas, además de la mayor capacidad general que solo los cables de fibra pueden proporcionar. Las unidades de radio remotas ahora ubicadas en la parte superior de las torres, son dispositivos activos que requieren conectividad de datos a través de fibra y energía. Este nuevo tipo de diseño de sitio se llama fibra a la antena (FTTA), y hay diferentes maneras de proporcionar la conexión.

“Las opciones de arquitectura del sitio en FTTA se realizan en función de la economía, la capacidad de actualización y las concesiones de flexibilidad. Dependen de las consideraciones de carga de la torre, los costos de arrendamiento que los operadores de red pagan a las compañías de la torre, los criterios de selección de proveedores y la economía en general”, indicó Babber Abbas; y señaló algunas opciones para ello:

  • Cada unidad de banda base en la parte inferior de la torre podría conectarse directamente a cada radio remota en la parte superior, utilizando múltiples tramos de cables de fibra hasta la torre.
  • Estas mismas conexiones podrían hacerse con la fibra incluida en lo que se llama un troncal de fibra óptica, de modo que solo un tramo de cable sube por la torre.
  • En un escenario aún más integrado, la línea de alimentación se agrega a la mezcla, y todos los cables de alimentación y de fibra se combinan en un solo cable.
  • Todos los cables pueden ir directamente a las unidades de radio remotas o a cajas de distribución que permitan actualizaciones más fáciles en el futuro.

Guía para implementar Fog Computing

Como cualquier tipo de despliegue de sistemas de computación a gran escala, la respuesta corta a la pregunta ¿cómo debería ser mi implementación de fog computing? Será: “depende”. Pero como esta no es una respuesta particularmente útil, el principal ingeniero y arquitecto de sistemas de Cisco, Chuck Byers, dio una visión general sobre las muchas variables, tanto técnicas como organizativas, que intervienen en el diseño, cuidado y alimentación de una configuración de computación en la niebla.

 

Opciones en la configuración de fog

La computación en la configuración de niebla a menudo incluye varios tipos de procesadores, por lo que es un entorno heterogéneo. Las CPU RISC / CISC, hechas por ARM / Intel, brindan un excelente rendimiento de un único proceso y un alto grado de capacidad de programación. “Siempre van a tener un lugar importante en las redes fog, y casi todos los nodos de este tipo tendrán al menos un par de núcleos de esa clase de CPU”, dijo Byers.

Sin embargo, están lejos de ser las únicas opciones. Los arreglos de compuertas programables en campo pueden ser útiles en casos de uso donde se usan rutas de datos personalizadas para acelerar las cargas de trabajo, y las GPU, como se ve con más frecuencia en los sistemas de juegos pero también en creciente cantidad en el mundo de las computadoras de alto rendimiento, son excelentes para manejar tareas que necesitan mucho procesamiento paralelo.

“Donde una buena CPU RISC o CISC puede tener una docena de núcleos, una GPU grande puede tener mil núcleos”, dijo. “Y si su sistema y algoritmos pueden trabajar con procesamiento en paralelo, las GPU son una muy económica y muy energéticamente eficiente forma de obtener mucho más por el dinero “.

Finalmente, las unidades de procesamiento Tensor, optimizadas para facilitar el aprendizaje automático y las tareas basadas en IA, tienen aplicaciones para aplicaciones obvias que dependen de ese tipo de funcionalidad.

Almacenamiento en fog computing

Existe una jerarquía de opciones de almacenamiento para la computación en la niebla que va de barato pero lento a rápido y costoso. En el primer extremo, esa opción es el almacenamiento conectado a la red. Un NAS ofrece grandes volúmenes de almacenamiento, especialmente en una red distribuida, pero eso significa tiempos de latencia medidos en segundos o minutos. Los discos giratorios podrían funcionar bien para grandes librerías de medios o archivos de datos, según Byers, al tiempo que ofrecen tiempos de respuesta sustancialmente mejores.

Más arriba en la jerarquía, el almacenamiento flash, en forma de SSD normales, proporciona una funcionalidad muy similar a la de una bandeja giratoria, con la conocida consecuencia de un mayor precio por GB para tiempos de acceso mucho más rápidos. Eso podría funcionar mejor para un almacenamiento masivo rápido, aunque Byers también señala que existen preocupaciones sobre la caída de las velocidades de acceso después de un número suficientemente grande de ciclos de lectura / escritura.

“Después de escribir en una dirección determinada en el chip más de 2.000 veces, comienza a ser más difícil reprogramarlo, hasta el punto en que, eventualmente, obtendrás fallas de escritura en ese sector de la unidad flash”, dijo. “Por lo tanto, tiene que hacer una cosa llamada nivelación de capas en la matriz flash, de modo que escriba todas las direcciones en la matriz la misma cantidad de veces; muchas veces, la unidad flash se encargará de eso”.

Los chips flash locales, que no están configurados en arrays tipo SSD, son una buena solución para las claves de seguridad, tablas y archivos de registro, y en la parte más costosa del espectro, la memoria principal. Esto es más adecuado para contenido popular, bases de datos en memoria, etc.

Opciones de red para computación fog

No hay una jerarquía tan fácil de establecer en la variedad de opciones de red disponibles para los arquitectos de fog, que obviamente se dividen en categorías cableadas e inalámbricas, subdividiéndose estas últimas entre variedades con licencia y sin licencia.

Byers ofreció una orientación menos concreta sobre este elemento, apelando a elegir “los que tengan sentido para ti”. La tecnología inalámbrica tiende a ser de bajo costo y bajo impacto, y es realmente la única opción para un despliegue de niebla que tenga que relacionarse con dispositivos móviles.

La tecnología inalámbrica con licencia tiende a controlarse ligeramente mejor, con menos interferencia potencial de fuentes externas, pero obviamente se aplicarán tarifas de licencia y / o uso.

Sin embargo, el cableado tiende a ser preferible al inalámbrico, siempre que sea posible, ya que son inmunes a las interferencias y no utilizan el espectro de radiofrecuencia.

“Nos gustan las redes alámbricas, especialmente a medida que te acercas a la nube, porque las redes alámbricas tienden a tener más ancho de banda y muchos menos gastos operacionales”, señaló.

Opciones de software de fog computing

El punto clave en relación al software, según Byers, es la modularidad. Los nodos de niebla unidos entre sí por API basadas en estándares permiten a los usuarios reemplazar diferentes componentes de su pila de software sin interrumpir el resto del sistema de manera indebida.

“La filosofía del software modular tiene que ser compatible con el proceso de desarrollo del software”, dijo. “Entonces, si está utilizando código abierto, es posible que desee particionar sus módulos de software para que se particion en de la misma manera que la distribución de código abierto de su elección”.

De manera similar, si se utilizan métodos de desarrollo ágil, la elección del tamaño del “fragmento” que los usuarios separan puede permitirles reprogramar un componente en un solo ciclo de desarrollo.

 

Seguridad de computación fog

Algunos sistemas de niebla, que no monitorizan o controlan nada particularmente crítico, tienen requisitos de seguridad “bastante modestos”, según Byers. Otros, incluyendo aquellos que tienen actuadores capaces de afectar fuertemente al mundo físico, son de misión crítica.

Los reactores, ascensores, sistemas de aeronaves y similares “matarán a las personas si son pirateados”, por lo que asegurarlos es de suma importancia. Además, es probable que la regulación gubernamental afecte a esos sistemas, por lo que esa es otra faceta que los diseñadores de fog deben vigilar.

Consejos generales

La eficiencia energética puede entrar en juego rápidamente en sistemas de computación de niebla lo suficientemente grandes, por lo que los diseñadores deben incluir silicio de bajo consumo, refrigeración ambiental y modos de apagado selectivo siempre que sea posible.

En una línea similar, Byers observó que la funcionalidad que no necesita ser parte de la configuración de fog debe trasladarse a la nube siempre que sea posible, para que las ventajas de virtualización, orquestación y escalabilidad del cloud se puedan llevar a su máximo potencial.

 

Jon Gold, Networkworld.

IDG.es

Linksys lanza solución de administración de redes para Pymes

Linksys anunció el lanzamiento de Linksys Cloud Manager, una plataforma de administración Wi-Fi alojada en la nube, diseñada específicamente para entornos de pequeñas y medianas empresas, ofreciendo reducción de costos e impulsar la eficiencia operativa.

Esta nueva solución ofrece, además, mejorar la visibilidad, administración y control centralizados de una red inalámbrica sin el costo y la complejidad de los controladores de hardware tradicionales, software superpuesto o los costos anuales de hosting.

Linksys Cloud Manager permite a los administradores de TI y a otros usuarios autorizados monitorear, administrar y resolver problemas de redes inalámbricas individuales o distribuidas en forma remota y en tiempo real a través de un único panel de control y un solo inicio de sesión. Esta plataforma plug-in-play permite proporcionar acceso remoto seguro a los puntos de acceso inalámbricos AC de Linksys para empresas, bajo un precio fijo que no solicita tarifas de licencia ni mantenimiento durante cinco años.

Ofrece gestión centralizada integral a través de un mapa global que permite administrar un número ilimitado de redes Wi-Fi de clientes sin importar su ubicación, desde un panel centralizado con un único inicio de sesión. Visibilidad de todas las cuentas, sitios, puntos de acceso y dispositivos.

Es capaz de monitorear de manera remota y ofrecer análisis de red, proporcionando alertas y estadísticas en tiempo real para que los administradores puedan anticipar posibles problemas en la red. La solución es de rápida implementación con aprovisionamiento sin necesidad de intervenir, capaz de configurar los Access Point (AP) incluso antes de desempaquetarlos, lo que facilita un proceso de instalación rápido y sencillo.

Todo se maneja bajo un portal web de administración fácil de usar, disponible bajo cualquier plataforma, incluso un smartphone o tablet sin descargar aplicaciones móviles, además de otorgar notificaciones automáticas por correo electrónico y mensajes de texto.

 

 

Disponibilidad
Linksys Cloud Manager viene preinstalado en ciertos puntos de acceso inalámbricos AC de Linksys para empresas, entre ellos los modelos LAPAC1200C y LAPAC1750C. Linksys Cloud Manager estará disponible en el modelo LAPAC2600C en noviembre de 2018.

Todo lo que tienes que saber sobre la Red Compartida

En marzo de este año se puso en marcha oficialmente la Red Compartida, una moderna red de banda ancha móvil para todo México. Este proyecto, que ya es una realidad, dota de conectividad 4G-LTE, siendo el primero en su tipo a nivel mundial; se trata de una red mayorista que busca brindar capacidad a todos los operadores actuales, o futuros, al permitirles compartir una moderna infraestructura que llegará al 92,2% de los mexicanos.

Dicha red se desarrolló a través de una Asociación Pública – Privada: ALTÁN Redes, una empresa mexicana privada, y el Estado. Asimismo, cubrirá una necesidad imperante en la sociedad: la cobertura y acceso a internet para todos sus habitantes de forma igualitaria y no discriminatoria.

Se le denominó Red Compartida ya que, siguiendo las tendencias mundiales de economía compartida en los sectores productivos claves, pone al servicio de los todos los operadores, sin distinción, la explotación eficiente de la banda de 700 MHz, usada por la televisión y liberada con el “apagón analógico”.

Con un diseño elaborado en fibra óptica para una alta velocidad, baja latencia y gran cobertura en espacios interiores, la red se abre camino en el campo de competencia y que tanto operadores existentes, como nuevos, brinden mejores ofertas en el mercado mexicano de servicios de voz y datos.

De esta forma, se busca que tanto las grandes y medianas ciudades, como las zonas rurales del país, tengan internet de banda ancha móvil, ya sea celular, para el hogar o los negocios; con lo que millones de mexicanos se verán beneficiados con más y mejores servicios accesibles.

“La Red Compartida nos está dando la oportunidad de que todos juguemos bajo las mismas reglas, en las mismas condiciones. Asimismo, es cierto que muchos de los usuarios no están conformes con las grandes compañías y es ahí donde vimos una posibilidad, no para ser los más grandes, sino para realmente enfocarnos en las necesidades de la gente, en brindarles un servicio personalizado para sus hogares o negocios”, aseguró Roger Alarcón, CEO de GurúComm.

La Red Compartida, con una cobertura actual de 40 millones de personas, es la iniciativa de transformación más relevante del sector al servicio de los operadores de telecomunicaciones, móviles y fijas, en el país, que refuerza el derecho de todos los mexicanos a contar con tecnología de última generación, equitativa, de calidad y veloz, para llevar a cabo sus actividades, personales o productivas. Por eso, la Red Compartida es la “Red para Todos”.

La nueva generación de antenas viene en aerosol

Los dispositivos conectados que permiten el intercambio de datos entre máquinas, multiplican su presencia y sus ámbitos de actuación tanto en el mundo de consumo final como de las empresas. A los usos originales se les han ido añadiendo nuevas utilidades, a medida que la investigación en el campo del Internet de las Cosas avanza y surgen proyectos para aplicarlo a distintos escenarios. Pero, ¿cómo lograr que las antenas que deben facilitar esas conexiones se integren de forma uniforme y sin fisuras con los elementos IoT, a menudo cambiantes?

Esta es la pregunta a la que está buscando respuesta un grupo de investigadores de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de Drexel, en Filadelfia, Pensilvania. Para estos, la respuesta podría estar en un espray. Ni más ni menos.

Estos investigadores acaban de publicar su último descubrimiento: antenas rociables. Se trata de un proyecto en el que, según uno de sus coautores, hay un gran potencial.

Se basan en un material metálico bidimensional, llamado MXene, que se puede rociar. Entrando en detalle, desde Drexel explican que el MXene es un carburo de titanio que puede disolverse en agua, creando así una tinta.

Este material tiene una extraordinaria conductividad con lo que, al pulverizarlo sobre una superficie, se podría transmitir y dirigir ondas de radio. Incluso si la base sobre la que se aplica es especialmente fina: en las investigaciones realizadas hasta la fecha, se ha estudiado cómo antenas rociadas de un espesor de decenas de nanómetros conseguían comunicarse de manera eficiente.

El material funciona del mismo modo que el empleado en otros aparatos, como dispositivos móviles o enrutadores inalámbricos. Así, se minimiza la infraestructura necesaria y se facilita el despliegue de redes en zonas a las que antes era más complicado llegar, ya que, según el grupo, se puede literalmente rociar una antena en un sustrato flexible y que sea ópticamente transparente.

Por el momento, se ha probado en un sustrato áspero y otro suave, el papel de celulosa y láminas de tereftalato de polietileno, pero esperan probarlo en otros como vidrio, hilo o piel. De probarse su desarrollo a nivel industrial, el descubrimiento supondría un gran avance a la hora de la expansión del IoT y la conectividad.

¿Cómo beneficia la fibra óptica al desarrollo de la Red Compartida?

La fibra óptica es la tecnología que vino a sustituir los cables de cobre. Estos delgados filamentos flexibles y resistentes tienen una variedad de usos en diferentes rubros como la medicina. Sin embargo, su relevancia en el campo de las telecomunicaciones los coloca como el medio de transmisión de información de alta velocidad más importante, abarcando desde hogares hasta empresas.

Al ser una opción rentable y segura su empleo se ha popularizado, siendo indispensable para el proceso de digitalización de datos y atendiendo de forma efectiva las demandas del mercado. Debido a esto, la Red Compartida vio en la fibra óptica una herramienta fundamental para el pleno desarrollo de este gran proyecto de las telecomunicaciones en México.

Dentro de sus cualidades encontramos que mejora el ancho de banda, permite que la conexión a internet sea mucho más rápida, evita interferencias electromagnéticas y es más segura en cuanto a los hackeos o robo de datos.

“Gracias a su versatilidad, nos ha brindado enormes beneficios en la industria de las comunicaciones. Es un tipo de tecnología innovadora y con la cual estamos mejor conectados que nunca, pues es capaz de llegar a zonas remotas del territorio nacional donde no hay acceso a internet y con esto incluso poder ayudar en caso de desastres naturales”, comentó Ramiro Ibarra, Director de Servicios Profesionales y Tecnologías de la Información de MER Group.

Este año, la Red Compartida inició operaciones y funciona a partir de una red troncal de unos 30 mil kilómetros de cables de fibra óptica que recorren todo el país, con la que se espera un despliegue de cobertura, una mejora en la calidad de los servicios, así como una baja en sus precios; fomentará la innovación de los servicios digitales, entre otros.

Aún existe una brecha digital importante que cubrir, pues 49% de los hogares mexicanos no tienen acceso a Internet, de acuerdo con el INEGI; por lo que la Red Compartida, de la mano de la fibra óptica tienen el objetivo de llegar a quienes no cuentan con el servicio. México ha dado un gran paso a la era digital con la implementación de la Red Compartida que, además, es la primera y única en el mundo.

Telefónica Movistar lanza plataforma de servicios de virtualización de red

La aceleración digital y requerimientos de los negocios en México demandan cambios estructurales y conceptuales en las ofertas de red WAN tradicionales. Por ello presentó NextWAN.

Telefónica Movistar México, trabajando bajo un esquema de innovación colaborativa, ha sumado esfuerzos con su socio Netcracker para ofrecer una plataforma de virtualización de servicios de red que soporta SD-WAN y otros servicios de valor agregado. La solución basada en la nube, permitirá cambiar sus redes tradicionales WAN, al simplificar y automatizar sus operaciones a través de los portales de autoservicio. Esto ofrece un acceso a nuevas y seguras aplicaciones y servicios a un menor costo.

Los servicios de red NextWAN que incluye SD-WAN implementado en la plataforma de Business Cloud de Netcracker, ofrece a sus clientes los siguientes beneficios al crear una red privada empresarial:

  • Seguridad: Comunicación segura de sitio a sitio o multisitio, así como la gestión de control de accesos.
  • Rapidez: Reduce tiempos de implementación y facilita la integración de los diferentes tipos de acceso de Internet.
  • Reducción de costos: Menos inversión en infraestructura en comparación con redes tradicionales y mejor aprovechamiento en accesos de bajo costo.
  • Compatibilidad: Integración de redes tradicionales de área amplia con cualquier proveedor de Internet fijo y/o móvil.
  • Autogestión: Configuración centralizada y gestión sencilla e intuitiva a través del portal web.

Esta nueva plataforma se encuentra disponible en Telefónica Movistar México desde septiembre 2018 y beneficia a todos los clientes.

Nueva tecnología de Tim Berners-Lee permitirá al usuario tener control de sus datos

Tim Berners-Lee, científico creador de la World Wide Web, ha anunciado la creación de Solid, una tecnología que, según él, dará el control a la gente sobre sus datos. En su lucha por una web más justa para todos, opina que, la web se ha convertido en un motor de inequidad y división; influenciado por fuerzas poderosas que lo usan para sus propias agendas.

Además, Berners-Lee afirma que las grandes compañías de tecnología no pueden seguir abusando de los datos de los usuarios, especialmente a raíz de todo el escándalo de Cambridge Analytica. De hecho, el pasado viernes, la red social de Zuckerberg anunció una brecha de seguridad que afectaba a unos 50 millones de usuarios dejando al descubierto no solo sus datos, sino sus cuentas, que han estado a merced de ser controladas por los hackers.

“Hoy, creo que hemos llegado a un punto de inflexión crítico, y ese poderoso cambio para mejorar es posible, y necesario. Esta es la razón por la cual, en los últimos años, he estado trabajando con algunas personas en el MIT y en otros lugares para desarrollar Solid, un proyecto de código abierto para restaurar el poder y la agencia de los individuos en la web”, asevera el Berners-Lee.

Solid pretende cambiar el modelo actual donde los usuarios tienen que entregar datos personales a gigantes digitales a cambio de un valor percibido. “Necesitamos evolucionar la web para restablecer el equilibrio, dándonos a cada uno de nosotros el control total de los datos, personales o no, de una manera revolucionaria”, comentó.

 

Una web mejor y más equilibrada

Solid, es el proyecto de código abierto en el que ha estado trabajando durante los últimos años, y que espera dar a los usuarios un mayor control sobre sus datos, permitiéndoles decidir cuáles de sus aplicaciones pueden acceder a ellos.

Inrupt será la nueva compañía que proporcionará una estrcutura comercial dentro de la cual impulsar Solid. “Inrupt será la infraestructura que permita a Solid florecer. Su misión es proporcionar energía comercial y un ecosistema para ayudar a proteger la integridad y la calidad de la nueva web construida en Solid”, señaló.

 

IDG.es

Cinco pasos para la modernización de la red inalámbrica

La inminente llegada de 5G, el incremento exponencial del número de dispositivos conectados a la red y la necesidad de mayor ancho de banda han obligado a lo proveedores de servicios a buscar mejores soluciones para los usuarios. Al estar disponibles nuevas bandas de frecuencia, como las de 700, 800, 1400MHz, los operadores deben revisar las formas más inteligentes de actualizar su red inalámbrica, especialmente cuando se trata de desplegar un nuevo espectro en las antenas de estación base.

“Aunque el dominio de radiofrecuencia (RF) está cambiando rápidamente, es mejor planificar cuidadosamente la modernización de red para maximizar los beneficios y minimizar los costos a largo plazo”, mencionó Elie Kanakri, technical marketing manager – EMEA / APAC en CommScope.

Además del diseño, la planificación que los proveedores de redes móviles deben hacer incluye la selección de nuevas antenas, ante lo cual Elie Kanakri describe 5 pasos que pueden ayudarlos a tomar esta decisión:

 

Paso 1: Comprender la matriz del espectro de radio

Resulta fundamental comprender las bandas de frecuencia actuales y futuras que el operador planea usar, al menos durante los próximos cinco años, y saber cuándo estas bandas estarán disponibles, de tal forma que esta información sirva como una guía para la selección de BSA.

Paso 2: Agregar tecnologías a la matriz de frecuencia

“Teniendo en cuenta la generación de tecnología, el orden MIMO, las funciones utilizadas como la dirección del haz, y los tipos de módulos de radio, el paso siguiente deberá ser vincular las tecnologías a las bandas de frecuencia enumeradas, lo que permitirá maximizar los beneficios”, añadió Elie Kanakri.

Paso 3: Utilizar combinadores

Los combinadores se utilizan principalmente para reducir el número de cables y puentes en ejecución y compartir dos, tres o cuatro bandas o tecnologías de frecuencia en los mismos puertos de antena. El uso de combinadores hará que el operador comparta la misma configuración de inclinación electrónica con todas las secciones combinadas. De esta forma, al ingresar a la matriz de frecuencia y agregar los combinadores, se identifica la cantidad total de puertos RF necesarios.

Paso 4: Comprobar las antenas de red actuales

Verificar el inventario de la red actual, el almacén y las antenas instaladas será de vital importancia para corroborar si éstas son adecuadas para soportar la modernización. Algunas preguntas que se deben hacer son: ¿Sus antenas son compatibles con todas las bandas de frecuencia mencionadas o solo con algunas de ellas? ¿Cuántas antenas se necesitan para cubrir todas estas bandas y puertos?

Paso 5: Categorizar con estructuras de torre

De acuerdo a las estructuras de torre y su capacidad de carga, se deben categorizar los sitios y seleccionar la mejor solución de antena para ellos.

“Por ejemplo, para nuevos sitios se usará una nueva antena de 22 puertos; para sitios de estructura media se usarán 2 antenas existentes, de 14 puertos con 8 puertos de antenas; mientras que para sitios de estructuras de servicio pesado será mejor utilizar nuevos 6 puertos con 8 puertos existentes, y antenas de 8 puertos con control de haz. Si se siguen estos pasos se deberá tener un plan para la implementación y modernización de las redes inalámbricas preciso y eficiente”, finalizó Elie Kanakri, technical marketing manager – EMEA / APAC en CommScope.