Etiqueta: idiomas

Skype agrega traducción automática en llamadas

Skype incorpora su sistema de traducción de llamadas en tiempo real a través de móviles y de teléfonos fijos. Este servicio hasta el momento solo estaba disponible para las llamadas que se efectuaban dentro de la aplicación, teniendo que utilizar los dos interlocutores Skype.

Para utilizarlo, el usuario es necesario que disponga de alguna suscripción que le permita realizar llamadas. Una vez dado ese paso, tan solo tiene que seleccionar la opción y elegir los idiomas para los que quiere la traducción desde la opción de ajustes de la aplicación. Posteriormente, el usuario solo tiene que mover el interruptor de “traducir” al abrirse el marcador de llamadas, funcionando igual que en las llamadas regulares que se hacen a través de Skype.

Por el momento, Skype tiene límite de idiomas a los que se puede realizar la traducción: inglés, español, francés, alemán, árabe, portugués, italiano, ruso y chino mandarín.

La traducción automática se realiza a través de sistemas de aprendizaje profundo, el servicio de comunicación Skype señala, se puede producir algún error al convertir el idioma. No obstante, desde la plataforma indican que se está trabajando en introducir mejoras, que se irán implementando conforme vaya creciendo el número de personas que empleen el servicio.

Hasta ahora, solo está disponible para las personas que tengan el servicio de privilegios Windows Insider Program, aunque desde Skype no se descarta poderlo ampliar en el futuro.

NetworkWorld

El ransomware ahora usa trucos para burlar la seguridad

Gran parte de estos programas informáticos suelen atacar a negocios antes que a particulares ya que poseen datos valiosos y más dinero para el rescate. Generalmente piden 500 dólares por equipo de cómputo y 15 dólares por empresa, ahora están programados para burlar la seguridad.

La firma de ciberseguridad Cyphort, han examinado las diferentes formas que tienen los ransomwares de actuar para ayudar a los usuarios a que tengan una idea de lo que les podría venir encima. Se trata de programas maliciosos que restringen el acceso a determinadas partes del sistema para luego poder pedir un rescate.

Por un lado, nos podemos encontrar Jigsaw, cuya tarea es borrar archivos cada cierto tiempo para incrementar la urgencia de pagar el rescate. Cada hora que pasa que la víctima no ha pagado el dinero que pide, el ransomware borra un archivo que nunca se podrá recuperar. Además, este programa también borra hasta 1,000 archivos cuando sus víctimas intentan reiniciar las comutadoras o iniciar sesión en Windows.

También puede aparecer Petya, que se ocupa de encriptar la tabla maestra de archivos la cual contiene toda la información sobre dónde se encuentran las carpetas y los documentos.

Por otro lado, existe RansomWeb, Kimcilware, encriptación de datos en los servicios web. En lugar de ir tras ordenadores de usuarios, infectan a los servidores web a través de vulnerabilidades y encriptaciones en las bases de datos, haciendo inutilizable la web hasta que no se paga el rescate.

La encriptación de datos en unidades de red también es una posibilidad. Existen familias que tratan de enumerar todos los recursos compartidos de red abierta Server Message Block (SMB) y, así, encriptan lo que se encuentren. Éstas son DMA Locker,Locky , Cerber y CryptoFortress.

Maktub, su forma de operar cambia, lo que hace es comprimir los archivos para que se pueda acelerar el proceso de encriptación. Asimismo, Not safe in the cloud es capaz de penetrar en cualquier nube y eliminar las copias de seguridad con los datos almacenados allí. En el pasado esto era algo impensable, pero a la vez que van avanzando la tecnología, los hacks también lo hacen.

También existen ransomware específicos. SimpleLocker está orientado a plataformas que no sean Windows. Así, Android, Linux y OSX sí que son vulnerables a este programa.

Cerber va más allá. Utiliza el altavoz del ordenador para mandar mensajes de audio a la víctima. Sólo se puede hablar inglés, pero el sitio web que utiliza puede traducir hasta 12 idiomas.  Dicen algo así: “¡Atención! ¡Atención! ¡Atención! ¡Sus documentos, fotografías, bases de datos y otros archivos importantes han sido encriptados!”.

Finalmente, Tox, que proporciona el código malicioso y la infraestructura para facilitar la transferencia de fondos y la clave de encriptación para que la víctima pueda acceder a su información.

Claudia Ortiz-Tallo