Etiqueta: industrias

Industrias donde los chatbots están generando disrupción

Los productos y servicios vinculados con el sector empresarial, así como la banca, salud y comercio electrónico, entre otros, han experimentado una evolución significativa gracias a la inteligencia artificial (IA) y sus tecnologías derivadas, como los chatbots. De hecho, el PIB mundial será un 14% mayor en 2030 gracias a los efectos de la IA en la productividad y el consumo, de acuerdo a un informe elaborado por PwC.

Ante esto, para mantenerse competitivos y relevantes para las demandas de los consumidores, las empresas deben aumentar su presencia a través de la innovación tecnológica para mejorar la experiencia de los clientes.

“Interactuar con los clientes potenciales y con los ya fidelizados mediante los bots agiliza las ventas, ya que permite realizar compras instantáneas mediante mensajes”, explicó Gustavo Parés, director general de NDS Cognitive Labs. “Eso es sólo un ejemplo que parece básico, pero que representa un gran salto en la manera de relacionarse con los usuarios y conducirlos por el funnel de ventas”, añadió.

Diferentes industrias ya están aprovechando los chatbots para redefinir su proceso de soporte al cliente y su embudo de generación de leads; mientras que el impacto de la IA cada vez se encuentra más presente en prácticamente todos los sectores de la economía.

De acuerdo con NDS Cognitive Labs, estas son las 5 industrias en donde el impacto de los chatbots es mayor y en las que está generando disrupción:

 

1.- Banca

Debido a que es una industria transaccional que está adoptando cada vez más dispositivos móviles y portátiles para realizar pagos, el ámbito financiero es una excelente opción para los chatbots y otras aplicaciones de IA.

El sector bancario invertirá 3,300 millones en IA para sistemas automatizados inteligentes y de prevención frente a amenazas, análisis de fraudes y programas de asesoramiento y recomendación, de acuerdo con IDC.

A día de hoy, BBVA, Caixabank y Sabadell son algunas de las firmas que ya experimentan con esta tecnología. Un ejemplo claro es el caso de Erica, de Bank of America, un chatbot que brinda servicio al cliente en línea a los clientes.

2.- Servicio al cliente

La mayor oportunidad inmediata para chatbots está en la industria de servicio al cliente. Las llamadas de este tipo cuestan a las empresas hasta 1.3 billones de dólares al año, y las solicitudes simples consumen una cantidad considerable de tiempo a los agentes.

Los estudios muestran que el uso de los chatbots puede reducir los costos operativos de las empresas hasta en un 30%. ¿El resultado? Los agentes pueden evitar problemas simples y pasar más tiempo trabajando en resolver problemas complejos que requieren atención por parte de  un humano.

3.- Comercio electrónico

Debido a la demanda y la exigencia de los usuarios de la era digital, los bots constituyen un canal ideal para la comercialización de productos. Estos asistentes virtuales pueden atender el 90% de las quejas y guiar a los usuarios desde la compra hasta el pago final, ya que también pueden aceptar pagos en formato de conversación.

El caso más evidente lo constituye China, donde más de 200 millones de usuarios agregaron información de pagos a la aplicación de mensajería WeChat, que es la líder del sector en ese país. Como consecuencia, la app tiene ahora 37% de participación en el mercado de pagos móviles en la nación asiática.

 

4.- Turismo

Este es quizá el sector donde con mayor facilidad se aprecia el gran valor agregado que representan los chatbots. Ayudar a los viajeros a reservar su hospedaje, a escoger aerolíneas y vuelos, resolver dudas relacionadas con el viaje y a emitir su opinión acerca de la experiencia con el servicio prestado, estos son tan solo ejemplos de la ayuda que pueden ofrecer los asistentes virtuales.

El estudio Mobile Travel Report 2017, realizado por Kayak, da cuenta de la buena receptividad de los usuarios a los chatbots. El 50% de los encuestados informó que ha utilizado estos sistemas informáticos para planificar sus viajes.

Un ejemplo es el chatbot de Air Europa en Twitter. Desde hace un tiempo, la famosa aerolínea permite conocer todas las cuestiones relacionadas con el vuelo simplemente introduciendo el número del mismo. Otro ejemplo es CorreYvuela, el chatbot especializado en búsqueda de vuelos.

5.- Salud

Tan solo en Estados Unidos, el 72% de los usuarios adultos de internet buscan información de atención médica en línea, por lo que el uso de los chatbots es una clara oportunidad en este sector. La mayoría de las búsquedas de información médica son preguntas que pueden evaluarse rápidamente con aplicaciones y chats especializados en salud.

HealthTap, empresa que se encarga de conectar a millones de personas de todo el mundo con médicos que cuentan con licencia en Estados Unidos, conocida como “la primera Práctica de Salud Global del mundo”, puede procesar, debido al uso de chatbots, solicitudes y dirigir preguntas a una red de más de 100,000 médicos, quienes luego brindan respuestas especializadas a las preguntas de salud de los pacientes.

 

Las empresas necesitarán la figura de Responsable de Inteligencia Artificial

Las capacidades que ofrece la inteligencia artificial son infinitas y absolutamente versátiles, logrando beneficiar en gran medida a cualquier empresa, sin importar el tamaño o la industria a la que se dedique: puede ayudar a mejorar la atención al cliente (con chatbots), anticiparse a los constantes cambios del mercado (con el análisis masivo de datos y creación de patrones de comportamiento), incluso podría darle una revolución de 360° al modo en que se protegen las empresas hoy en día.

Un estudio elaborado por Teradata midió el ritmo del mercado con respecto a esta tecnología y ha concluido que se trata de una tendencia emergente. “Las empresas de hoy en día ven la Inteligencia Artificial como una estrategia prioritaria que les ayudará a superar a la competencia en sus respectivos sectores”, dijo Atif Kureishy, representante de ThinkBig en Teradata.

Los sectores de Tecnología y Comunicaciones (59%), Negocios y Servicios Profesionales (43%) y Atención al Cliente y Servicios Financieros (32%) son los que verán el mayor impacto.

Según el reporte, estos sectores verán una gran mejora de sus servicios de innovación de producto, experiencia de cliente y cadena de suministro y operaciones.

El informe asegura que la media de inversión en Inteligencia Artificial es de 6,47 millones de dólares. Las compañías encuestadas esperan un ROI de 1,99 dólares por cada dólar invertido en un plazo de cinco años y de 2,87 dólares de ROI por cada dólar en 10 años.

Además de una inversión de capital, sacar el máximo provecho a la tecnología exige el rediseño de nuevas estrategias que prevean integrar la IA en la compañía. Esto conlleva, por ejemplo, la creación de un cargo ejecutivo que sea experto en el ramo y se dedique a ello por completo.

La creación del Responsable de Inteligencia Artificial (CAIO, por sus siglas en inglés) debe ser capaz de agilizar, coordinar y gestionar la implantación de la Inteligencia Artificial.

Actualmente son el CIO y el CTO quienes asumen la responsabilidad.

En cuanto a los retos, el 91% de los entrevistados cita la falta de infraestructuras TI como principal problema para aplicar IA en sus organizaciones, aunque la formación del personal se postula como segundo gran reto. La regulación y las políticas sobre su aplicación también preocupan a los ejecutivos.

 

-IDG.es

Cuando la Tecnología se encuentre con IoT

IoT

Para los ejecutivos, este apartado no permea tanto para el corto y es que no quieran “cosas inteligentes” y lo que puedan llar a hacer con éstas, al contrario se preguntan qué podemos hacer con cosas inteligentes.

El fenómeno relacionado con internet de las cosas (IoT) con el día a día diseña su ecosistema, y también llega a tener diferentes denominaciones. Cisco prefiere llamarlo Internet de todas las cosas. Ha llegado Ikea y lo ha bautizado como internet de las mejores cosas. SAS prefiere llamarlo analític de todo, en tanto que otras denominaciones curiosas como el despertar de la industria tal y como lo definió KPCB; internet industrial según GE, y otras acabadas en ware, o con thing por en medio, como lo hace Everyware, gentileza de Adan Greenfiel del MIT, Ubiquitous Computing (o UbiComp) de Mark Waiser de PARC, Things That Think de Hiroshi Ishii del MIT y objetos encantados de David Rose perteneciente al MIT.

Ea el nombre que se elija según compañía o agencia de investigación además de instituciones, la finalidad es que la capacidades de antaño han cambiado y la comunicación de los dispositivos va en aumento poco a poco expandiéndose para armar un nuevo ecosistema, dando lugar a “cosas”, que en un futuro serán objetos pensantes, está en marcha. Este fenómeno impactará de lleno en el núcleo de la existencia moderna. La cuestión que se plantean muchos ejecutivos en general, y los profesionales de TI en particular es: ¿Qué pueden hacer las cosas inteligentes?

A partir de una aproximación más específica y estratégica, muchos expertos se preguntan ¿de qué modo las cosas inteligentes pueden ayudar a las empresas a ser más competitivas, de esta forma a obtener más ganancias?

Se estima que hay 5 mil millones de cosas conectadas, mientras que en 2020 la cifra de dispositivos inteligentes conectados se habrá multiplicado por 40, con un promedio de 26 objetos inteligentes por persona  tomando en cuenta mujeres, hombres y niños en todo el planeta. Conviviremos con una jungla de sensores vivos dotados de microdispositivos, tuiteando y actualizando su estado constantemente.

Es espacio que tendrán destinado al tráfico será de casi 400 compañías catalogadas en 11 categorías que, de manera colectiva, han alcanzado un volumen de negocio que ronda los 3 200 millones de dólares el año pasado. La compañía de capital riesgo KPCB estima que “el despertar industrial” generará un negocio cercano a 1.4 trillones de dólares a nivel global en 2030. Un informe realizado en 2014 por Markets and Markets ponía de manifiesto que IoT crecerá hasta alcanzar un mercado de 290 mil millones de dólares en todo el mundo a finales de 2017, con un crecimiento medio del 30% cada año.

Los patrones indican que la gráfica irá en aumento respecto a la venta de estos dispositivos que se irán adoptando, los resultados señalan indican que nos faltan 5 años para alcanzar una penetración lo suficientemente importante de IoT que incluya al sector de consumo como objetivo principal, en un ecosistema en el que los consumidores esperarán productos inteligentes que detecten situaciones que requieran servicios específicos, y de esta manera poder cubrir necesidades muy específicas para cada momento.

-Marga Verdú