Aplicaciones, Big data, Business Intelligence/Analytics, Cloud Computing, Del dia, Desarrollo, Desarrollo, Industria TIC, Infraestructura, Network World, Noticias, Principal, Redes

Elementos clave para una estrategia de integración de datos

Cuando una compañía se decide a iniciar una estrategia de integración de datos toma en cuenta aspectos como el enfoque que se le quiere dar, incluso se hace una previa selección de las mejores tecnologías que se adecuen a sus necesidades y proyectos.

¿Las malas noticias? Es posible que en la realización de esta estrategia se haya olvidado algunas cosas. Peor aún, no lo sabrás hasta mucho más tarde, cuando todo es más difícil y costoso de arreglar.

Para ayudar a las empresas a tener una exitosa estrategia de integración de datos, Informatica LCC nos proporciona los tres “errores” más comunes del área TI, siendo omisiones que conducen a problemas reales en el camino y son fácilmente evitables.

Falta de un enfoque sistémico de gobernabilidad de datos

La gobernabilidad de datos no es sólo para sistemas de bases de datos; debe ser sistémico a todos los datos que se han mantenido, por tanto, el enfoque y la herramienta de integración de datos deben apoyar el gobierno de datos.

En otras palabras, es necesario tener la capacidad de tener políticas que puedan determinar el uso, propiedad, seguridad, cumplimiento y cualquier otra cosa que pueda ser relevante para el elemento de datos. La idea es proteger sus datos de usted mismo, y asegurar que, a medida que se mueve de un lugar a otro, las políticas se aplican constantemente.

Falta de un modelo y plan de desempeño

Cuando se pregunta cómo está funcionando el proyecto de integración de datos, la principal duda que escucha Informatica es que el rendimiento está por debajo de las expectativas de los usuarios. Estos no son temas tecnológicos, son problemas de planeación y modelado, es decir, que la planificación y el modelado no se realizó correctamente, por lo que la solución de integración de datos no está optimizada para los casos de uso.

Cuando se agrega a una estrategia de integración de datos, la cuestión del rendimiento se debe tratar de antemano. Eso significa que no hay sorpresas, cuando se trata de cómo el sistema cumple con las expectativas de rendimiento, teniendo en cuenta que todo ha sido modelado, probado y documentado. Por otra parte, la mayoría de los problemas de rendimiento son trazables a los problemas de diseño y despliegue, tales como no hacer complejas transformaciones de esquema de la manera más eficaz y eficiente.

 

Falta de seguridad y los vínculos con la seguridad empresarial

Los tipos de servicios de seguridad que necesita al implementar una solución de integración de datos varían mucho, dependiendo de los requisitos de las aplicaciones y los datos.

Como regla general, es necesario gestionar la identidad y el acceso, el cifrado en reposo y el cifrado en vuelo (los datos que se trasladan de una tienda a otra). A menudo se descuidan los vínculos de su solución de seguridad de datos en el nivel de integración de datos y la solución de seguridad para toda la empresa. Tienen que trabajar y jugar bien juntos. Si no lo hacen, realmente están trabajando unos contra otros. Por lo tanto, asegúrese de ser inclusivo con el equipo de seguridad de la empresa y tener comunicaciones proactivas en curso.

La integración de datos es una parte esencial de cualquier programa de TI empresarial exitoso. De hecho, es a menudo la forma más importante de gastar su presupuesto. Sin embargo, como cualquier cosa que valga la pena, usted necesita tener un plan fuerte detrás de él, y una estrategia que realmente llega a todos los principales problemas.

 

Redacción.

Leer más...

Administración de datos, Aplicaciones, Big data, Blogs, Business Intelligence/Analytics, Del dia, Desarrollo, Destacado, Opinion, Tecnologia

El poder de Gobernar sus Datos: Claves y consejos

Puede ser que al mencionar la frase “gobierno de datos”, pensemos que se trata de una tarea no tan complicada, suponiendo que se trata de un proceso simple que no necesita mucha involución del personal ni de tecnología; pero como todo gobierno, implica leyes, métodos, políticas y ejercicio de poder con el fin de vivir organizadamente, en una sociedad donde todo tenga orden y se evite el caos.

Los datos no son la excepción, estos también necesitan ser gestionados por ciertas metodologías y reglas que regulen su comportamiento para lograr los objetivos estratégicos y ofrecer ventajas competitivas a las organizaciones.

Según un estudio de GovernYourData.com, el promedio de madurez del gobierno de datos en las industrias era de 1.64 en 2015, lo que significa que muchas empresas están todavía en la planeación de “su campaña” para iniciar su propuesta de gobierno de datos, y otras más aún ni siquiera la tienen contemplada.

En todos los sectores, un creciente número de empresas establecen programas que consideran pueden gobernar sus datos, pero la realidad es que el gobierno de datos es un proceso complejo y necesita de regulación, y como en toda labor, el primer paso es el más importante.

Algunas mejores prácticas que pueden ayudar para empezar de mejor forma un gobierno de datos son:

  1. Identificar los problemas: Todas las empresas tienen retos y oportunidades para gobernar sus datos de forma diferente y según sus necesidades. A lo que hay que darle prioridad es a identificar de dónde vienen los retos más grandes al gestionar la información, con el fin de ponerla en orden y empezar a solucionar la problemática.

 

  1. Formular un plan: Saber dónde está la organización y hacia dónde quiere ir con este gobierno de datos. Esta etapa sirve para escuchar la opinión de la gente que integra el equipo, las diversas necesidades de las áreas de la organización, sus iniciativas de negocio, procesos, entre otros puntos que involucran o generan información, lo que servirá para consolidar una mejor estrategia.

 

  1. Empezar lo antes posible: Una vez generado el plan y con el equipo preparado para formar parte de la ejecución, dar inicio a la estrategia y enfocarse en los objetivos trazados.

 

Actualmente, las empresas  que hacen uso estratégico de sus datos están actuando bajo el conocimiento de la importancia que tiene limpiarlos, integrarlos, resguardarlos y administrarlos, lo que permitirá una correcta toma de decisiones, monetizar la información y conseguir un mayor rendimiento económico.

Big-Data-and-Analytics

Para muchas organizaciones, darse cuenta del valor de los datos es todo un reto. Según datos de SNS Telecom, para 2020 se gastarán más de 72 mil millones de dólares en hardware, software y servicios profesionales con tecnología Big Data. ¡Los datos valen y valen mucho!

 

Claves para gobernar datos

Las empresas necesitan lo antes posible saber cómo gobernar sus datos en la era de la explosión de información bajo las siguientes claves:

  • De poquito en poquito: No se empieza siendo experto en gobierno de datos. Se deben aprovechar las pequeñas victorias para después ganar la guerra, por lo que es necesario empezar por centrarse en el logro de resultados tangibles.

 

  • Baches en el camino: Estar preparados para enfrentarse a fallas en el proceso de construcción de la gestión de datos. No darse por vencidos tan rápido, porque los datos no lo harán y al contrario seguirán generando nuevos retos en su administración.

 

  • Traje a la medida: No hay una fórmula mágica que funcione para todas las organizaciones, cada empresa necesita un gobierno de datos a su medida y que resuelva de manera puntual sus necesidades de información.

 

  • No es lo que parece: El gobierno de datos no es un proyecto de TI, ni se trata de resolver problemas de datos; más bien hablamos de una función de negocios que lleva a las personas, procesos y tecnología a trabajar en conjunto para obtener el máximo valor de la información.

 

  • Todos a bordo: Para que un programa de gestión de datos sea sostenible, necesita de la participación de toda la empresa. La razón es simple: La empresa es la propietaria de los datos y quien la consume. Por lo que establece requisitos específicos para los datos que desea utilizar.

 

  • Escalabilidad, flexibilidad e interoperabilidad: Estos elementos deben ser considerados claves al momento de seleccionar tecnología para materializar el gobierno de datos. Las plataformas tecnológicas deben adaptarse fácilmente a las nuevas demandas que se presenten alrededor del ambiente omnicanal de datos estructurados y no estructurados.

 

Como en todo proceso de gobierno de datos, hay beneficios para todos los involucrados que lo ejercen bien desde el principio. Si hoy no se le está dando valor a la información en las empresas, estas pronto perderán poder. Como diría el célebre pensador chino Confucio: “Quien se controla a sí mismo y por el bien, no tendrá dificultad alguna para gobernar con eficacia”.

Cuando las organizaciones que se esfuerzan por aprovechar los datos y tornarlos en poder para el negocio, así como tratar a la información como un activo estratégico y  asumir responsabilidades para trabajar en pro de la data; entonces será una  organización que estará verdaderamente preparada para convertirse en una empresa impulsada por datos y de esta forma extraer el valor que inherente en esta estrategia de negocio.

 

esther-riveroll

Por: Esther Riveroll,

Fundadora y Directora General de

Alldatum Business. 

Leer más...