Cómo construir una empresa móvil

Los dispositivos y aplicaciones han cambiado para siempre la vida de las personas. Todos están conectados con cientos de nuevos servicios y comodidades a su entera disposición. Desafortunadamente, la revolución móvil aún no ha llegado a la vida profesional, ya que muchos empleados aún están luchando con aplicaciones y procesos de softwares empresariales torpes para la realización de tareas básicas.

“La división entre la tecnología de consumo altamente utilizable y las herramientas de software empresariales son cada vez más delgadas”, comenta Mauricio García-Cepeda, director general de ServiceNow en México e Hispanoamérica. “Los trabajadores más jóvenes, han pasado poco tiempo con la informática de escritorio, en lugar de tener por defecto, los dispositivos móviles y tabletas a lo largo de sus vidas. El futuro del software en el lugar de trabajo no sólo es móvil, sino, en muchos casos, solo para móviles”, explica Mauricio García-Cepeda.

En la vida de consumidor, los ecosistemas centrados en dispositivos móviles han reducido el esfuerzo involucrado en una amplia gama de actividades humanas, desde conseguir transporte hasta encontrar trabajo y mantener contacto con personas remotas. No se puede decir lo mismo del software que administran las empresas, lo que explica por qué todavía es tan molesto y una pérdida de tiempo involucrarse en funciones comunes como presupuestar, dar seguimiento a las relaciones con clientes y administrar las cadenas de suministro.

Con diversas motivaciones, las empresas de todo el mundo se apresuran a adoptar modelos comerciales digitales y móviles. Las tecnologías emergentes de la Cuarta Revolución Industrial —aprendizaje automático, inteligencia artificial, robótica, Internet de las cosas, informática cuántica y el resto— se están combinando en ecosistemas centrados en dispositivos móviles que prometen simplificar las operaciones comerciales, mejorar la toma de decisiones y acelerar el tiempo de valorización.

La transformación digital es mucho más que poner aplicaciones empresariales en un teléfono inteligente. Requiere de un replanteamiento riguroso de cada proceso en toda la empresa.

La idea de un negocio móvil que incluya un software empresarial basado en la nube permite gestionar procesos de rutina para que las personas tengan más tiempo para un trabajo creativo y estratégico, que les brinde significado y valor a las empresas.